Lactancia para bebés con APLV

Por Nestlé Health Science

El diagnóstico de Alergia a la Proteína de Leche de Vaca (APLV) no debe afectar tu rutina de lactancia. De hecho, la leche materna es la mejor opción de alimentación para ti y para tu bebé. La leche materna contiene todos los nutrientes que tu bebé necesita en los primeros 6 meses y continúa aportando beneficios por mucho más tiempo. Además de los nutrientes, la leche materna también transmite la protección de su sistema inmunológico a tu bebé (en otras palabras, es inmunoprotectora). En casos raros, cuando el sistema inmunológico del bebé reacciona a las proteínas de la leche de vaca en la leche materna, el médico puede recomendarte que inicies una dieta de eliminación totalmente libre de proteína de leche de vaca (ten en cuenta que una dieta sin lácteos puede no ser suficiente ya que se debe eliminar cualquier vestigio de leche de vaca).


¡Inicia ya! Cuanto antes empieces a amamantar, mejor. Los médicos afirman que empezar a amamantar dentro de la primera hora después del nacimiento asegura que tu bebé tome la primera leche (calostro) y los factores de protección que contiene lo más pronto posible.


Beneficio emocional: La lactancia materna es una forma importante de establecer y mantener un fuerte vínculo emocional con tu bebé.


Beneficio de largo plazo para la salud: La lactancia también ayudará en el desarrollo del sistema inmunológico de tu bebé y protegerá su salud a largo plazo.


Protección para tu bebé y para usted: Estudios han demostrado que la lactancia materna reduce los riesgos de que los bebés desarrollen infecciones, enfermedades del tracto digestivo, diabetes, obesidad e incluso leucemia, más adelante en su vida. ¡La lactancia también es buena para ti! Las madres que han seguido amamantando tienen un menor riesgo de desarrollar diabetes y cáncer de mama y de ovario.
 

Lactancia para bebes con APLV

 

AVISO IMPORTANTE: Se debe alentar a las madres a continuar amamantando incluso cuando sus bebés tengan alergia a la proteína de leche de vaca. Esto generalmente requiere asesoramiento dietético calificado para excluir completamente todas las fuentes de proteína de leche de vaca de la dieta de la madre. Si se toma la decisión de usar una fórmula especial para bebés, es importante seguir las instrucciones de la etiqueta. El agua sin hervir, mamilas sin hervir o una dilución incorrecta pueden enfermar a los bebés. El almacenamiento, manejo, preparación y alimentación incorrectos pueden eventualmente producir efectos adversos en la salud de los bebés. Las fórmulas para fines médicos especiales destinadas a bebés deben ser utilizadas bajo supervisión médica.


Más sobre Padecimientos

Ver todos los artículos